El riesgo de apagar la sabiduría

08Ago15

Tantísimas cosas tendrían que aparecer en la agenda —siempre nueva y vieja— de la Iglesia y de los católicos  a partir de ese grito que es la reciente encíclica del Papa Francisco, Laudato si’ (un título no en latín, como suelen ser los de las encíclicas, sino en dialecto umbro, el que hablaba San Francisco de Asís y en el que compuso ese poema que empieza así justamente: Alabado seas…). Es un profundo diagnóstico de las enfermedades de la sociedad actual —no solo las del medio ambiente— y una formidable llamada de atención que solo se me ocurre calificar con una palabra: magnánima.

Por ahora solo dejaré aquí el número 47 de la encíclica, por ser sobre un tema ligado a los contenidos de este blog: la comunicación. Y en concreto, la comunicación digital.

Las dinámicas de los medios del mundo digital (…), cuando se convierten en omnipresentes, no favorecen el desarrollo de una capacidad de vivir sabiamente, de pensar en profundidad, de amar con generosidad. Los grandes sabios del pasado, en este contexto, correrían el riesgo de apagar su sabiduría en medio del ruido dispersivo de la información. Esto nos exige un esfuerzo para que esos medios se traduzcan en un nuevo desarrollo cultural de la humanidad y no en un deterioro de su riqueza más profunda.

El diagnóstico es claro: estos medios, como toda herramienta, no son buenos ni malos. Depende del uso que se les dé. Y por tener tanto alcance, podrían permitir un “nuevo desarrollo cultural”. O todo lo contrario. Y resuenan esos versos de T.S. Eliot: “Where is the wisdom we have lost in knowledge? / Where is the knowledge we have lost in information?”

La verdadera sabiduría, producto de la reflexión, del diálogo y del encuentro generoso entre las personas, no se consigue con una mera acumulación de datos que termina saturando y obnubilando, en una especie de contaminación mental. Al mismo tiempo, tienden a reemplazarse las relaciones reales con los demás, con todos los desafíos que implican, por un tipo de comunicación mediada por internet. Esto permite seleccionar o eliminar las relaciones según nuestro arbitrio, y así suele generarse un nuevo tipo de emociones artificiales, que tienen que ver más con dispositivos y pantallas que con las personas y la naturaleza.

Si estos medios no privilegian —o pero aún, si impiden— nuestro trato con los demás cara a cara, el disfrutar un buen libro, dar un paseo por el campo o por una parte bonita de una ciudad… entonces es cuando han dejado de ayudarnos a vivir y han empezado a sustituir nuestra verdadera vida. Las redes y los medios digitales en apariencia simplifican lo que en esencia es complejo: las relaciones humanas. Y eso, cuando no riesgoso, es al menos muy reduccionista. Así lo dice Francisco:

Los medios actuales permiten que nos comuniquemos y que compartamos conocimientos y afectos. Sin embargo, a veces también nos impiden tomar contacto directo con la angustia, con el temblor, con la alegría del otro y con la complejidad de su experiencia personal. Por eso no debería llamar la atención que, junto con la abrumadora oferta de estos productos, se desarrolle una profunda y melancólica insatisfacción en las relaciones interpersonales, o un dañino aislamiento.

Se explica que un uso de internet y redes sociales sin límites ni criterio alguno lleve justamente a lo contrario de lo que dice su nombre: socializar. Algunas personas ya han hablado de qué hacer al respecto, yo mismo recogí algunas ideas en este blog hace unos años. Desde luego, si pretendemos que nuestra relación con nuestro entorno, tanto humano como ambiental, aporte algo a nosotros y a los demás este es un tema pendiente. Y es solo uno de los 246 puntos de la encíclica.

Anuncios


No Responses Yet to “El riesgo de apagar la sabiduría”

  1. Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: