Batman y la Iglesia Católica

02Jun12

Ayer vi el tráiler de The Dark Knight Rises (2012), la última entrega de la trilogía de Batman dirigida por el siempre sugerente Christopher Nolan. Y hay una frase interesantísima pronunciada por Selina Kyle (aka Catwoman, interpretada por Anne Hathaway) al oído de Bruce Wayne (Christian Bale) que dice esto (aunque en inglés, claro):

Se avecina una tormenta, Sr. Wayne. Y usted y sus amigos mejor deberían cerrar las escotillas, porque cuando llegue todos van a preguntarse cómo ustedes pensaron que podían vivir tan a lo grande y dejar tan poco para el resto de nosotros.

¿Intrigante, no? Lo traigo a colación aquí porque recientes acontecimientos —aunque con actitudes que tienen siglos de antigüedad— me han hecho pensar que son estas palabras las que aparentemente muchos quieren decir al oído de los católicos. Sí. Existe una mentalidad heredada de la Ilustración que sugiere que la Iglesia Católica tiene privilegios, muchos privilegios, y que ya va siendo hora de que esa situación se acabe. No niego que la Iglesia haya tenido privilegios —y quizá injustos— en momentos históricos y sociedades concretas. Pero hay que poner las cosas claras, porque pienso que la que podemos denominar actitud Catwoman respecto a la Iglesia hoy es profundamente injusta y, básicamente, equivocada.

Vatileaks” es como los medios han llamado a la publicación de documentos privados sustraidos de la Santa Sede. Tras una investigación aún abierta, se ha sabido que esos documentos fueron robados por uno de los mayordomos del Papa. Y Benedicto XVI ha manifestado su dolor, lógicamente. Pero la actitud Catwoman ha sugerido que esto se ha hecho por el bien de la Iglesia como institución, para airearla y librarla de sus supuestos turbios tejemanejes. En una entrevista llena de sentido común, Mons. Angelo Becciu, sustituto de la Secretaría de Estado del Vaticano, explica cómo no solo es un acto deleznable y que el fin no justifica los medios, sino también que resulta contradictoria la actitud de algunos (actitud Catwoman, digo yo) que se quejan de que en la Iglesia supuestamente no hay libertad ni discrepancias que se admitan, y luego critican victoriosamente que alguien se dirija al Papa en privado manifestándole lo que piensa. “Los documentos publicados, dice Becciu, no revelan luchas o venganzas, sino esa libertad de pensamiento que, en cambio, se dice que la Iglesia no permite”. Por no mencionar el ataque a la privacidad que supone que alguien pretenda ver publicados, por el supuesto bien de una Iglesia a la que no aprecian, “informaciones, reflexiones, manifestaciones de conciencia, incluso desahogos que (el Papa) ha recibido únicamente en razón de su ministerio”.

Es la misma actitud que ha aflorado después de que el famoso humorista español Santi Rodríguez cerrara su cuenta de Twitter tras recibir ataques por ser católico. Quien le atacaba, ahora se autoproclama víctima, no solo de unos supuestos ataques (inexistentes) del propio Santi Rodríguez, sino en general de los católicos que han gozado de privilegios y que ya es suficiente… lo mismito que dice Catwoman, vamos. Finalmente, todo el asunto de empezar a cobrar el IBI (Impuesto sobre Bienes Inmuebles) a la Iglesia es fruto también de esta misma actitud, que aunque generalizada en occidente está muy en voga en España, por cierto. La idea es cobrarle a la Iglesia por sus “muchas posesiones” porque ya basta de privilegios. La cosa está en que se trata de instituciones benéficas y sin ánimo de lucro. “En un momento en que la sociedad necesita tanto de esos servicios, lo más sensato sería no poner obstáculos a su acción”, decían desde la Conferencia Episcopal, pero oiga, ya hemos oído a Catwoman: “se avecina una tormenta”, o ya está aquí.

No sé cómo termina The Dark Knight Rises. Pero quiero creer que el bien triunfará, o que al menos como espectadores nos daremos cuenta de qué está bien y qué está mal. Porque por muchas reivindicaciones de Catwoman, sabemos que Batman no se dedicaba a vivir a lo grande como muchos creían… sino a darse del todo por proteger a los habitantes de Gotham, aunque estos no lo reconozcan, o ni siquiera lo sepan. Por lo que respecta a Benedicto XVI, parece que él sí sabe cómo termina la historia. Así lo afirmaba la semana pasada reunido con todos los cardenales: “Vayamos adelante, el Señor ha dicho: ánimo, yo he vencido el mundo. Somos del equipo del Señor, por lo tanto, del equipo victorioso”.

Anuncios


One Response to “Batman y la Iglesia Católica”

  1. 1 Xavi de la Fuente

    GRANDE JUANCAR! No solo por meter a Batman, que ya me emociona, sino por lo bien argumentado y lo sensato del post. A compartir!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: